27/6/20

ENAIRE Dirección de Comunicación: La "Obediencia Debida" y el necesario proceso de "Desnazificación"

Estamos preparando un artículo detallado sobre los 1.407 días de ignominia e inmoralidad tolerada por PP y PSOE en la Dirección de Comunicación de ENAIRE. 

Es importante detallarte los 27 artículos que desde 2016 denunciamos en solitario desde ASAE para que veas que esto no es nada personal, es dinero público.



Las RATAS son las primeras en abandonar el barco y estas "ratitas" de la DIRCOM (en sentido figurado y jocoso, que nadie se lo tome mal por favor) ya han empezado a escribirnos vía Buzón Confidencial, a contarnos, básicamente, que ellos "cumplían órdenes"... nos toman por tontos; estos traidores a ENAIRE que les paga, porque es lo que son, traidores, nos cuentan o se justifican de cosas que han tenido que hacer, o firmar, alegando lo que ellos llaman “Obediencia Debida”. 

Si querido, el compañero de la DIRCOM que se sienta a tu lado en el nido-cueva de la DIRCOM quiere congraciarse con el Sindicato ASAE, y nosotros somos un medio, no un fin en si mismo; quizá el mismo "compañero" que nos pone a caldo y que diariamente hacía trabajos como este de recopilar los mensajes del Sindicato ASAE en redes sociales, a ver si podían querellarse, nos escriben privadamente y diciendo que "cumplían ordenes de José Antonio y Begoña"

De: Comunicación ENAIRE
Enviado: martes, 12 de noviembre de 2019 18:46
Para: Ruiz López, Jose Antonio; Andres Martin, Begoña; ....
CC: Secretaría de Comunicación ENAIRE
Asunto: Tuits de acoso contra la DirCom de ENAIRE por parte del autodenominado sindicato ASAE en el día de hoy

Su mala conciencia les hacía estar muy asustados, hasta el punto de, inapropiadamente, utilizar la propia Dirección de Comunicación en su propio beneficio, con un e-mail despectivo y mal documentado, pues ASAE no es un “Autodenominado sindicato”, sino un Sindicato constituido legalmente y con representación laboral y sindical en el Grupo AENA, tal como consta en los correspondientes Registros Públicos, fuentes que están al alcance de cualquier informador, incluso de los menos brillantes. Somos el segundo sindicato en Madrid/Barajas en el centro más importante de AENA/Enaire a escasos votos del primero y a distancia del resto. 

Vienen nuevos tiempos en ENAIRE, y aunque esperamos que en época de crisis y ahorros no se les ocurra nombrar un Director de Comunicación, que para nada hace falta, hay gente de sobra, y SOBRA MUCHA GENTE. Ni en AENA que es casi tres veces ENAIRE tienen 18 personas en la Dirección de Comunicación...

No somos nadie para indicar a la empresa lo que debe hacer, pero desde luego, mirad la última de ayer... ¿os acordáis que en plena pandemia un medio digital grabo un video al Director General de la empresa Angel Luis Arias y lo ocultaron desde la Dirección de Comunicación?... con un par, porque ahí mandaba José Antonio, mandaba... Ayer mismo, le han nominado a un premio a otra compañera directiva, y estos de la DIRCOM ni le dan "me gusta", ni retuitean ni nada... con otro par... ¿quien permite esto?...


Para el Sindicato ASAE hace falta un proceso en la DIRCOM de ENAIRE lo que la historia llamó DESNAZIFICACION: la desnazificación (en alemán Entnazifizierung) fue una iniciativa de los ejércitos aliados después de su victoria sobre la Alemania nazi el 8 de mayo de 1945, debería resultar en «la depuración» de sociedad, cultura, prensa, justicia y política de Alemania y Austria de toda influencia nazi. 

Pues en la Dirección de Comunicación de ENAIRE debe pasar lo mismo: DEPURACION. Para la Alemania NAZI el Comité de Control de los Aliados aprobó en 1946 una serie de directivas de desnazificación mediante las cuales definía a ciertos grupos de personas y a continuación conducía a una investigación judicial. 

En este caso no procede (de momento) la investigación judicial pero quizá sÍ la aplicación del Código de Disciplina del Convenio por faltas muy graves como es filtrar información a la prensa para desprestigiar a ENAIRE y sus trabajadores. Y las contratas a la calle o que cambien las caras (duras o blandas), aunque allí tengamos colocados a "amiguetes del alma" y pongamos el grito en el cielo por artículos del Sindicato ASAE.


"Compañero" de la Dirección de Comunciación de ENAIRE: quizá aún estés a tiempo de poder salvar tu culo (si eres de contrata), si eres de ENAIRE no estás mejor y puedes acabar en una esquina aunque te paguen el sueldo (hay gente así y habéis tenido a gente así), es tiempo de:

- Contar con pelos y señales todos y cada uno de los trabajos que te viste obligado a hacer por presiones o indicaciones del tandem hoy felizmente cesado para el Ministerio de Fomento o para otro organismo y personas pagados con dinero público de ENAIRE.

- Contar todo lo que sepas y que creas que la empresa debe saber.

- Si tienes miedo, puedes seguir dándonos información vía Buzón Confidencial que haremos llegar a la empresa. 

Y olvídate, que "tu amigo" José Antonio (y su mano derecha y lugartentiente) son cadáveres políticos y por mucho que intenten hacer daño a ENAIRE, lo tienen complicado. 

¿Y tu de que bando estás en la DIRCOM?... ¿de quien te paga ENAIRE o de seguir filtrando a medios o personas que están fuera de la empresa?... vamos a por ti, no lo dudes


La obediencia debida (también llamada obediencia jerárquica, cumplimiento de mandatos antijurídicos o cumplimiento de órdenes antijurídicas), en Derecho penal, es una situación que exime de responsabilidad penal por delitos cometidos en el cumplimiento de una orden impartida por un superior jerárquico; el subordinado, autor material de los hechos, se beneficia de esta eximente, dejando subsistente la sanción penal de su superior.

Habitualmente se relaciona con la actividad castrense, debido a la subordinación que los miembros de una jerarquía militar deben rendir a sus superiores en las acciones que competen al servicio prestado. No obstante, puede presentarse en otras actividades de Derecho público, como la Administración.

Para referirse a esta eximente, la mayor parte de la doctrina penal utiliza la expresión de obediencia debida; no obstante, varios autores han criticado esta denominación, argumentando que ella implicaría que el ordenamiento jurídico puede establecer un "deber de acatamiento absoluto", aún en caso de órdenes que suponen la realización de hechos delictivos. De acuerdo a los mismos, esta situación resultaría ilógica y contradictoria, pues es un principio universalmente aceptado del Derecho que lo que está ordenado no puede estar al mismo tiempo prohibido y viceversa. Por ello, estos autores prefieren designar a esta eximente como cumplimiento de mandatos antijurídicos.

PUBLICIDAD CENTRAL